Las redes sociales han sacado a relucir un nuevo fenómeno social: las sesiones de fotos virtuales. Cualquier usuario quiere mostrar la mejor versión de sí mismo y de su vida porque  han descubierto que la red es la mejor pasarela gráfica donde exhibirse a sí mismo, su cuerpo, a sus familiares, a sus mascotas, los viajes… Y con ello, surgen las apps para editar fotos. 

El mundo tecnológico se ha dado cuenta de esta demanda y no ha dudado en crear un surtido de aplicaciones móviles que con solo un click y unos de espera ofertan una sesión de maquillaje y peluquería de primer nivel. En Comunidad Schindler nos encanta traerte apps de utilidad. En esta ocasión, te mostramos las 5 apps para editar fotos y que se vean perfectas. 

VSCO

Según sus creadores, está dirigida a fotógrafos profesionales. En la práctica, no destaca por la originalidad en sus opciones (balance de blancos, nivelar el contraste…), pero sí lo hace por el resultado de las mismas.

Snapseed

Hace cinco años era la app de referencia, pero la calidad de sus competidores le ha obligado a mejorar en sus actualizaciones. En la última versión, los menús son mucho más intuitivos con la presentación de filtros, al estilo de Instagram.

A color story

Una opción eficiente para combinar efectos y coloridos a la edición de fotos. Tiene más de 100 filtros hechos a mano, 40 efectos diferentes y 20 herramientas de edición, entre los que se incluye la curvatura.

Black

Para sacar jugo a las imágenes en blanco y negro. Reproducen algunas de las películas fotográficas más clásicas que se usaban en las cámaras analógicas, como por ejemplo la HP5 400 de ILFORD,  la 400TX de Kodak o Lady Grey 400 de Lomography.

Afterlight

Una aplicación con unos controles simples, pero con un gran potencial. Aparte de los filtros, incluye 66 texturas con las que darles un toque especial a las fotografías y 77 marcos con los que personalizarlas.